Una semana de ocultismo en letras, imágenes y sonido, 12.3.18

Guerra sin guerra

“Como vengo diciendo desde 2016, el mejor escenario que podemos esperar en este punto del ciclo de guerra es sufrir los efectos políticos de la guerra entre las dos mayores potencias nucleares sin que haya dicha guerra.

Obviamente no es algo por lo que alegrarse. Pero es empíricamente mejor que, digamos, acabar con la vida sobre la Tierra, que es lo que una buena porción de Washington D.C. parece querer.

Los efectos políticos de la guerra van a impactar principalmente al ecosistema digital. Como guinda a “Los rusos han hackeado el Pokemon GO para mandar a los blancos a barrios negros para hacerles racistas y que voten por Trump” como la mayor estupidez nunca dicha con una cara seria están las declaraciones en las que en este vídeo el Dr Farrell afirma que los rusos están al frente de la posición en contra de los alimentos genéticamente modificados.

El vocabulario utilizado para inventar esta macrofantasía es del que no entiende bien el público promedio: hackeo, bot, etc. Y con la financiación federal de defensa siendo aplicada a “desmantelar la propaganda rusa” se puede ver la jugada a medio plazo.

Algo como la postura en contra de los alimentos genéticamente modificados se convierte en propaganda rusa extendida por hackbots (?) y es purgada o enterrada en las más o menos tres (dos, realmente) plataformas digitales que ahora la mayor parte de la gente piensa que es todo Internet. Declaraciones por decreto de verdad mediática.

Pero no solamente viene la censura. Finalmente (y pronto) será necesario algo del estilo de un número de la Seguridad Social o un “Número de Seguridad Digital” o lo que sea para simplemente conectarse a Internet o a servicios de móvil. Esto se enlazará con tu documento de identidad en una base relacional de todo lo que haces donde sea.

La realidad es que esta base de datos relacional ya existe y funciona sin un “Número de Seguridad Digital” hasta el punto de saber en qué habitación de la casa lanzar un misil guiado, porque más o menos la mitad de vosotros duerme con los teléfonos en la cama y el 70% os lo lleváis al baño. El cambio que viene no es la construcción de esta base de datos relacional, sino un giro de su uso clandestino a su uso público. Por los bancos. Por los caseros cuando quieres alquilar sus propiedades, por los aseguradores de riesgos, por los potenciales patrones y, por supuesto, por el Estado y el Gobierno Federal cuando pides las diversas formas de subsidio.

La plataforma digital más popular actualmente en China ya tiene un medidor de “puntos de ciudadanía” acumulables a base de opiniones o actividades progubernamentales. Aunque dudo que sea tan explícito en el caso de los EE.UU. (aunque ya quién sabe) funcionará igual desde una perspectiva conductual.

El “Número de Seguridad Digital de acceso” y el uso público de estos enormes acumuladores de datos son un paso necesario para la moneda digital, la renta básica universal digital, etc. Así que están al caer. Sobre lo que quiero que pienses este fin de semana no es sobre la posibilidad de que ocurra.

Sino sobre los pasos susceptibles de procesamiento judicial que vas a dar en tu vida por ello. Analogizaos, chavales.”

War Without War, por Gordon White en la lista de correo de su página Rune Soup (en inglés).

 

Retiro de meditación de noventa días

“La práctica de la meditación budista consiste en una especie de limpieza mental y en el desarrollo de la atención, con el fin de percibir “las cosas tales como son”, o sea, insatisfactorias, impermanentes y carentes de esencias. Si seguimos el orden propuesto en las secciones siguientes de esta parte del sitio, el meditador empezará observando detenidamente su propia respiración en su natural curso para lograr, de esta manera, un mayor grado de concentración. Seguirá luego, desarrollando su concentración, pero esta vez, canalizándola en actitudes útiles en la convivencia diaria, como el amor universal, la compasión, la alegría altruista y la ecuanimidad. Finalmente, al lograr un nivel de concentración más afinado, procederá a examinar la naturaleza cambiante, insatisfactoria y carente de esencias de la realidad. Justamente, el hecho de percibir esta naturaleza de manera directa y experimental constituye el objetivo último de esta práctica.”

Una guía de meditación con una plantilla para sesiones diarias de meditación durante noventa días. Recorre todo el espectro de las meditaciones budistas theravada, y por lo tanto de lo básico y más para meditar en condiciones. Muy buena página para seguir la rutina o basarte en ella para diseñar la tuya propia.

Retiro de meditación de noventa días, por Anton Baron en Bosque Theravada (2008).

 

La antorcha de la verdad. Prácticas preliminares del Mahamudra

“‘La Antorcha de la Verdad’ es una guía de las prácticas preliminares al camino del Mahamudra, imprescindible para todos aquellos que esté interesados en la práctica del Dharma budista. Aunque todas las escuelas budistas tibetanas practican estos preliminares, el método que aquí se expone es, concretamente, el que se sigue en la escuela Kagyupa.

El autor, Jamgon Kongtrul, fue un lama de inmensos conocimientos y profundísima experiencia, que vivió durante el siglo pasado (1813-1899). Fue figura prominente en el renovador movimiento ecuménico (rime) de intercambio cultural y religioso entre las diversas escuelas, que tuvo una influencia decisiva en la posterior evolución del budismo en el Tíbet. Fue autor de un gran número de libros (muy apreciados por su claridad, su poder de síntesis y su inspiración) sobre multitud de temas teóricos y prácticos, no sólo referentes a la tradición Kagyupa, sino a todas las demás. A lo largo de su vida, Jamgon Kongtrul compuso un monumental compendio de textos sagrados llamado ‘Los cinco grandes tesoros’ (Dsochen nampar nga), en el que reunió todas las enseñanzas de las diversas tradiciones del budismo tibetano; su obra es muy respetada por todas las escuelas.”

Este texto es una introducción a la introducción (los preliminares) de la práctica del Mahamudra, un método paso a paso para llegar al despertar. En el libro se explica la actitud adecuada a la hora de realizar las prácticas de los preliminares, así como al hacer ciertas visualizaciones. Es breve y conciso, con muy poca información técnica y mucha moral, por lo que se te va a hacer imprescindible un lama para que te dé la iniciación, los textos prácticos y las explicaciones que no vienen en ninguno de los dos (o consultar textos más modernos sobre el tema). No es mi tipo de libro, aunque me ha mostrado un poco más a la mentalidad de la práctica kagyu tibetana tradicional.

La Antorcha de la Verdad, por Jamgon Kongtrul Lodro Taye (1850, edición de 1994 de la Asociación Dhagpo Samye Dzong de Barcelona, original en tibetano).

Anuncios

Publicado por

Ago

Un artista interesado en ese lugar en que arte y mística se encuentran. An Artist interested in that point where philosophy, mystics and reality collide.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s